domingo, 2 de noviembre de 2008

ANA ALCAIDE

Ana Alcaide es una joven especializada en la música tradicional y antigua. Ha recibido una amplia formación científica y artística en distintos países (España, Suecia, México). Es licenciada en Biología (U.C.M, Madrid) y especializada en Botánica. Su espíritu investigador y aventurero la ha llevado a realizar proyectos tan diversos como el estudio de los hongos del desierto en Baja California o la filmación de nidos de pájaros en bosques escandinavos. Este mismo espíritu investigador es el que la impulsa a indagar en repertorios e instrumentos musicales antiguos.
Gracias a una beca de estudios de Biología, viajó a Suecia y conoció la Nyckelharpa ó Viola de Teclas, un instrumento medieval minoritario de origen sueco. Así mismo tuvo ocasión de conocer y disfrutar del rico espíritu musical que se vive en este país nórdico. Cuando acabo la carrera de Biología, Ana optó por retomar sus estudios de música en el Conservatorio y siguió estudiando Violín, instrumento que empezó a tocar de pequeña. Pasaron dos años desde su primera estancia en Suecia hasta que pudo volver allí para conseguir una Nyckelharpa, y así comenzó a tocarla de forma autodidacta en la ciudad de Toledo. Finaliza sus estudios superiores de música en Malmö Academy of Music, Universidad de Lund (Suecia) y cursa un plan de estudios en el que ella misma diseña su propia carrera en función de sus intereses particulares. De esta forma Ana ha podido combinar su interés por la música tradicional con el aprendizaje de técnicas más modernas que le permiten crear su propio camino como intérprete y compositora y compagina sus estudios musicales en el extranjero con su vida en Toledo, ciudad donde reside desde hace siete años y que es fuente cotidiana de inspiración para su música y su interés por antiguas tradiciones y culturas.
Ana Alcaide ha publicado dos discos: "Viola de Teclas" (2006) y "Como la Luna y el Sol" (recientemente publicado).
La viola de teclas es un instrumento que apenas se conoce fuera de Suecia, su país nativo, y que cayó en manos de Ana Alcaide durante uno de sus viajes a estas tierras, donde se llama nyckelharpa.
Atraída por su sofisticación y profundidad sonora, Ana dedicó tres años a aprenderlo de forma autodidacta en la ciudad de Toledo. Su originalidad consiste en la integración del instrumento en la música española, que hasta ahora nunca había sido abordada con la viola de teclas. Rabeles, violas y violines protagonizan e interpretan junto con la viola de teclas las melodías sefardíes, ritmos castellanos y flamencos, rabeladas cántabras y piezas renacentistas que componen la obra. Los trabajos editados hasta la fecha por Ana Alcaide han recibido una gran aceptación por parte del público y muy buenas críticas. Desde entonces, Ana ha emprendido su carrera musical ofreciendo conciertos por toda la geografía española y el extranjero. La música de la ‘Viola de Teclas’ se escucha habitualmente en la ciudad de Toledo con motivo de ocasiones festivas y celebraciones, y ha sido utilizada en varios videos promocionales, convirtiéndose para muchos en `banda sonora´ de esta ciudad.

No hay comentarios: